martes, 10 de febrero de 2009

GLORIA A O’HIGGINS (Julio Barrenechea, 1910-1979)

Padre nuestro, sin padre cercano.
Hijo tú del amor, sin amor.
Chillán Viejo exprimió con su mano
el racimo de luz de tu sol.

Amanece la Patria nacida,
y prospera en tus manos su flor,
con la espada que guarda su vida
y la ley que le da su esplendor.

Juventudes, mujeres, chilenos
en la gran unidad nacional,
vuelta bronce la voz entonemos
gloria a O’Higgins, el padre inmortal.

Con Bolívar, con Sucre y Artigas,
con el gran militar San Martín,
tú sentiste la América libre
como un solo y amado país.

Por la Patria desvelos y afanes.
Niño solo, de joven: dolor.
Fue tu sueño al morir: Magallanes.
Grande fuiste en la abdicación.

Juventudes, mujeres, chilenos
En la gran unidad nacional,
Vuelta bronce la voz entonemos
Gloria a O’Higgins, el padre inmortal.

Gloria a O’Higgins inmortal.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada