miércoles, 11 de febrero de 2009

NO ENCENDÁIS LAS LÁMPARAS (Alberto Rojas Jiménez, 1900-1934)

No encendáis las lámparas
ni me llaméis.
Dejadme aquí sin luces.
Mi alma está mejor en la penumbra.

Ved cómo la sombra maravillosa
envuelve mi frente.
Mirad mis manos,
mirad mi aspecto dulce
y que os oiga decir:
"Dejadlo está soñando,
dejadlo solo, allí sin lumbre".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada